Close

La dignidad de ser modelo webcam, enriquece tu alma y autoestima

17 junio, 2017

La dignidad de ser modelo webcam, enriquece tu alma y autoestima

La dignidad de ser modelo webcam, No te preocupes: vive del amor y el sexo.

Esa es una premisa que debe guiar a cualquiera que desee ser modelo webcam. Lo demás son prejuicios.

Entrar a este mundo para algunas personas puede parecer aterrador, no tiene por qué serlo. Es un trabajo digno, quien afirme lo contrario lo hace desde la ignorancia.

No lo digo sólo porque no te toque nadie, porque tú decides qué quieres hacer y qué no, sino porque gracias a ese trabajo se comprende el valor del cuerpo, el valor de cada uno como persona y el valor del otro.

Si uno habla con modelos va a ver que todos tienen ideas distintas de qué es el modelaje webcam: para unos será porno, para otros no es más que la prestación de un servicio. Cada modelo piensa distinto sobre el empleo, aunque no conozco a nadie que se haya quedado en este mundo y lo vea como algo negativo.

Por poner un ejemplo, cito aquí lo que dijo Karen (nombre cambiado por seguridad), modelo en el estudio Temptation: “A mí me gusta lo que se hace, y como no tengo una religión no le veo inconvenientes morales”. Así como ella, son miles las personas que encuentran este trabajo una opción válida y digna.

Somos dignos por ser humanos, no se pierde esa dignidad por prestar un servicio, incluso la prostitución (de lo que erróneamente se acusa a las y los modelos) es digna.

La dignidad es algo inherente a la humanidad.

Cualquier persona, en cualquier condición, merece ser respetado; un estilo de vida no da derecho a nadie de juzgar al otro.

Por eso, cada modelo, sin importar si su empleo es conocido en sus círculos, debe valorarse y no sentirse mal por aquello en lo que trabaja, sino defender el derecho a decir y hacer lo que se quiera, a trabajar con placer.

El sexo es algo normal, a nadie tiene por qué a avergonzar, si una mujer desnuda ofende a alguien. La mujer desnuda no tiene por qué sentirse menos, es la otra persona la que vive en un mundo de hipocresía.

 

El modelaje webcam sirve para tumbar tabúes

Y es que, como dije anteriormente, la o el modelo decide lo que hace. El trabajo, palabras más palabras menos, es ofrecer lo que no hay en los videos pregrabados: compañía. El sexo, los fetiches y lo demás hacen parte de ese juego.

Cualquier persona que se haya liberado de prejuicios morales negativos, que haya madurado mentalmente, entiende que el modelaje webcam es un juego y un trabajo en el que no se vulnera la integridad de nadie.

No conozco un lugar más diverso, más tolerante y menos prejuicioso que un estudio webcam. Allí nadie crítica la orientación sexual, las creencia o las ideologías, cualquiera puede pensar como quiera desde que respete al otro.

Esa tolerancia es dada por el entorno de trabajo, porque se comprende que hay diferentes formas de vivir, de sentir placer y de querer a las que normalmente estamos acostumbrados. El modelaje webcam te abre otras puertas y permite ver una realidad mucho más amplia.

Hay que dejar de lado tantos tabúes. El modelaje webcam, más allá de lo que digan, sirven para quitarle a las personas el miedo por el cuerpo, por la diferencia. Este trabajo ayuda a tumbar tabúes y a relajar los criterios homofóbicos y  muy presentes en nuestra sociedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *